Página 27 de 27 PrimerPrimer ... 1724252627
Mostrando resultados del 261 al 262 de 262

Tema: La primera pirámide europea

  1. #261
    Fecha de Ingreso
    Dec 2008
    Mensajes
    101

    Predeterminado

    Cita Originalmente Escrito por Jaime Manuschevich Ver Mensaje
    Esta bien... ¿pero podría usted citar la fuente de lo que ha puesto...? Lo que yo puse es claro:
    Me cuesta leer aquí la ambiguedad que tú señalas...
    ¿Ambiguedad? No existe tal. Lo único que hago es leer (en lo que pueda, claro) todas las opiniones al respecto.

    ¿Fuentes? No tengo permisos administrativos todavía que me permitan postear enlaces. Iniciando con www, te adjunto algunas de ellas (no todas) con disparidad de opiniones. Espero que te parezcan lo suficientemente serias y razonables.

    Saludos.

    - dailygrail.com/news/bosnian-pyramid-revived
    - icbp.ba
    - theflatearthsociety.org/forum/index.php?topic=23558.0
    - en.wikipedia.org/wiki/Bosnian_pyramids (Referencias y enlaces)
    - discovermagazine.com/2008/nov/22-the-man-who-went-up-a-hill-and-came-down-a-pyramid/?searchterm=The%20Man%20Who%20Went%20Up%20a%20 Hill%20and%20Came%20Down%20a%20Pyramid
    Úlima edición por al-andalus fecha: 12-11-2008 a las 05:01 PM Razón: omision url

  2. #262
    Fecha de Ingreso
    Jun 2006
    Localización
    Santiago de Chile
    Mensajes
    1,290

    Predeterminado

    revisando material, me encotre copn este quer señala que en las excavaciones de Bosnia

    "
    el 2008 se descubrió un curioso artefacto en la excavación que se realizaba en Donje Mostre, el valle bosnio donde descansan las pirámides de Osmanagich.
    El artefacto ha sido fechado en época neolítica, entre el 5.000-3.000 a.C. y se presenta como una pirámide con extraños símbolos en su superficie. El descubrimiento fue realizado por estudiantes de la Universidad alemana de Kiel, el 23 de Septiembre de 2008 y se hizo público por Kujundzic Zilke, quien curiosamente ha sido siempre uno de los principales opositores a la teoría de la pirámide de Bosnia, presentando cientos de documentos para que las excavaciones se detuvieran, alegando que las pirámides eran falsas. Este objeto, para desgracia de todos los arqueólogos, ha desaparecido en manos de Zilke, que no lo quiere donar a un museo para su estudio."
    Lo interesante del tema es se que se encuentra vinculado con la cultura Vinca, como yo había señalado y está escrito en mi libro. Asimismo, los que se ha descubierto también está fechada en la época que yo había señalado, que corresponde a la era posterior a la caída de los atlantes, y cuando estos se expanden por el mundo y el mar Mediterráneo, creando las primeras civilizaciones conocidas y desconocidas, como la de los vincas y los tartesios.

    La cultura Vinca
    No se han realizado dataciones de Carbono 14 en estas montañas, aunque sí ha habido toma de muestras de sedimentos por parte del equipo del doctor Mokhtar Saidin y Stephen Chia, profesor asociado al Centro Archaeological Research Malaysia,, que arrojan resultados en torno al 5.000-4.000 a.C.
    Una característica destacable es que Osmanagich, después de haber localizado un túnel a medio excavar por parte de Rotary Club (una pretendida asociación que actúa en beneficio de la humanidad), dos kilómetros más allá de la supuesta Pirámide del Sol, continuó con el corredor, y con la fuerza de los voluntarios, se llegó a la cota de 400 metros excavados. El túnel permanece ahora cerrado hasta la temporada de excavaciones del año 2011.
    En el mismo se encontró escritura que Osmanagich rápidamente se prestó a testificar que era totalmente desconocida. La escritura se aprecia perfectamente en algunas losas, objetos y otras piedras localizadas en el túnel.
    Interesado por la misma, tuve la ocasión de hablar con otro arqueólogo allí presente, el doctor Ezra Rubow, de la Universidad de Buffalo en Nueva York. El arqueólogo reconoció la escritura de inmediato. Se trataba de la cultura Vinca, que floreció en torno al 5.000-4.000 a.C. Y ahí si comenzaron a encajar las piezas de este puzzle.
    La cultura de Vinca (Vincha) fue la cultura más temprana de Europa (entre el VI y III milenio a. C.), y se encontraba a lo largo del Danubio en Serbia, Bosnia, Kosobo, Rumanía, Bulgaria y Macedonia; aunque huellas de esta cultura se pueden encontrar en los Balcanes, varias zonas de Europa Central y Asia Menor.
    La cultura de Vinca obtuvo su nombre del pueblo de Vinca, ubicado en las orillas de Danubio, a 14 km de Belgrado, donde yace uno de los más grandes y más importantes asentamientos neolíticos de Europa Oriental, descubierto en 1908 por el equipo arqueológico de Miloje M. Vasic, el primer arqueólogo de Serbia.
    Gracias a los esfuerzos de Vasic, se excavó la parte central y al mismo tiempo la parte más importante del Vinca prehistórico entre los años 1908 y 1934. La labor de Vasic fue interrumpida varias veces por las guerras y los problemas económicos, pero también fue ayudado por el Instituto Arqueológico de Rusia Imperial, así como por el patrón británico, Sir Charles Hyde. Vasic desenterró una gran colección de objetos de arte prehistórico que actualmente se encuentran en los museos y universidades en todo el mundo.
    Por aquel tiempo, tanto los arqueólogos yugoslavos como los rumanos creían que la cultura de Vinca había surgido alrededor de 2700 a. C. Sin embargo, la datación por radiocarbono determinó la fecha de aparición de esta cultura antes del 4000 a.C. Aunque, para algunos otros historiadores, todavía la sitúan más lejos, sobre el 5.200 a.C.
    Los elementos más característicos de la cultura de Vinca son las cerámicas oscuras, con decoración acanalada en relieve, así como sus idolillos de barro y piedra con rostros de cabezas extrañas. Y digo bien cabezas extrañas, pues estos ídolos y máscaras que ellos habían esculpido tomando a sus dioses como referentes, tienen caras alargadas, narices aguileñas, ojos oblicuos y bocas pequeñas. Son la misma estampa del estándar de extraterrestre gris que tantas veces se ha visto en el caso Rosswell. Pero esa es otra historia de la que algún día hablaremos en estas páginas.
    En Vinca había muchísimos motivos para que la ciudad perdurara. Ante todo, la ubicación geográfica hacia posible un control excelente del Danubio y sus orillas, ser centro de los Balcanes y desarrollar comercio y comunicación. El suelo fértil y rico en materias primas y en abundante flora y fauna hacia fácil la producción de alimentos, la cacería y una vida cómoda. Buscando la respuesta a la pregunta de qué fue lo que contribuía a la riqueza material de esta gente que vivía en unas poblaciones organizadas como ciudadelas, los científicos se dieron cuenta que el secreto se llamaba cinabarita, un pigmento obtenido de la mina cuyo yacimiento se encontraba en el cercano monte de Avala. Habitantes de Vinca comerciaban este pigmento de uso medicinal e importante en producción de tintes.
    La cultura de Vinca dominaba conocimientos relativos al procesamiento de metales en la época conocida en Oriente Próximo como el período que culminó con el tratamiento de los metales. Según informó hace poco tiempo un equipo de arqueólogos de Gran Bretaña, Alemania y Serbia, en un congreso celebrado en Vancouver, esta era la más avanzada cultura de Europa de aquel entonces.
    Lo más curioso de los habitantes de la llamada Cultura Vinca es que nunca hicieron la guerra entre sí ni contra otros.
    Con este dato entre las manos, el haber localizado la cultura que estuvo detrás de estas edificaciones, volví a consultar con el doctor Mokhtar Saidin. exponiéndole la siguiente teoría. ¿Y si en lugar de pirámides estuviéramos encontrado túmulos o restos de construcciones artificiales que, con el paso de los siglos, la erosión, las lluvias y glaciaciones, se hubieran desplazado montaña abajo? ¿Y si estas construcciones hubieran estado en la cima? Tal vez, debido a ello, no había uniformidad alguna, y sí era posible localizar estos restos desperdigados de forma arbitraria. El doctor Mokhtar Saidin estuvo de acuerdo en que esa hipótesis sería la más probable.
    Las conclusiones bien pudieran ser éstas. No existen las pirámides bosnias, pero sí que se encuentran fácilmente restos de la cultura Vinca por estas latitudes. Quizás sería una buena idea que las autoridades bosnias y la comunidad científica internacional, hiciera algo para preservar este patrimonio, antes de que Osmanagich y los suyos destrocen este lugar, ofreciendo su particular visión de unas pirámides que nunca han existido.
    Jaime Manuschevich

Reglas de Mensajes

  • You may not post new threads
  • You may not post replies
  • You may not post attachments
  • You may not edit your posts
  •