Clasificado por UNESCO como Patrimonio de la Humanidad, el Valle de los Reyes es una enorme necrópolis del antiguo Egipto situada muy cerca de la ciudad de Lúxor. Allí fueron enterrados la mayoría de los faraones del denominado Imperio Nuevo (las dinastías XVIII, XIX y XX, que gobernaron entre los años 1550 a.C.1070 a.C.), además de muchas reinas, nobles, príncipes y muchos animales, todos con su debido proceso de momificación.

Introducción

El faraón Tutmosis I inauguró esta necrópolis en el 1500 a.C. con un método de construcción muy específico y que haría del Valle de los Reyes un sitio muy peculiar. El gobernante ordenó a Inani, el arquitecto real de aquel entonces, que la construcción de su tumba se hiciera en el mayor de los secretos, solo ellos dos y los esclavos que participaron en los trabajos sabrían su ubicación.

¿El motivo? Tutmosis I temía los saqueos en caso de ocupación y, como creían fervientemente en la existencia en el más allá y pensaba enterrar a toda su familia allí, era imprescindible que las tumbas se mantuvieran en las mejores condiciones posibles y a buen resguardo de posibles atacantes. De manera tal que no sólo la familia de Tutmosis fue enterrada allí sino las sucesivas dinastías del Imperio Nuevo alrededor de 400 años, siempre manteniendo el secreto de su ubicación. Eso fue fundamental para los descubrimientos arqueológicos de siglos posteriores.

En su parte este, el Valle de los Reyes alberga a la mayoría de las tumbas, de las cuales se han descubierto más de 60 hasta el momento, todas talladas en las rocas, lo que aseguraba su resguardo y protección de los invasores. Las más visitadas por el turismo son las tumbas de Tutmosis I, Ramsés VI, Tutmosis III, Mrenptah y Amenhotep II, pero la más famosa es la de Tutankamón, por muchos motivos, pero principalmente porque fue la única que se encontró intacta, a salvo de los saqueadores y con todos los tesoros en su interior, y por el mito en torno a una supuesta maldición.

Todo lo que se encontró en la tumba de Tutankamón, incluida la momia del faraón, se puede visitar en el Museo Egipcio de El Cairo. En el Valle de los Reyes solo queda la tumba vacía pero que, de todas formas, se puede visitar.

El mito de la maldición de Tutankamón

En los años 20 del siglo XX, el egiptólogo Howard Carter dio con el nombre de un faraón desconocido de la XVIII dinastía, que había gobernado muy poco tiempo debido a una muerte prematura. El aristócrata Lord Carnarvon financió la búsqueda de su tumba que se creía que estaba en el Valle de los Reyes y que, según suponía Carter, estaría intacta. No se equivocaba: el 26 de noviembre de 1922, un equipo de arqueólogos y parte de la familia de Lord Carnarvon, abrieron un agujero en la parte superior de la puerta de la tumba y la luz de una vela les descubrió los tesoros de Tutankamón.

Todas las personas que fueron testigos de este descubrimiento murieron pronto y por causas que, en aquellos años, resultaban misteriosas. Enseguida se asoció a esas muertes con una supuesta maldición de los faraones, lo que dio lugar a decenas de leyendas que fueron plasmadas en libros y en películas. Pero hay una explicación científica de por qué todas las personas se vieron afectadas, mayormente, con insuficiencias respiratorias y pulmonares.

Durante siglos, materia humana en descomposición, alimentos, plantas y otros seres vivos estuvieron en un pequeño espacio herméticamente cerrado, conservando un sinnúmero de bacterias y de virus que, una vez abiertos, se dispersaron y afectaron, obviamente, a las personas que estaban cerca. Esa es la explicación de las complicaciones en la salud de los arqueólogos y aristócratas que nunca fueron víctimas de ninguna maldición faraónica.

Cómo llegar al Valle de los Reyes

El Valle de los Reyes está ubicado en el banco del oeste del río Nilo, muy cerca de la ciudad de Lúxor. Se puede ir en tren desde esta ciudad, en un viaje corto de 25 km, en caso de que tengas tu hotel en Lúxor. Otra opción es tomar el tren nocturno desde El Cairo o un vuelo directo de 2 horas y, al llegar a Lúxor, se puede visitar en otro tren el Valle de los Reyes o contratar un servicio de visita guiada que incluya también el transporte.

Horarios

El Valle de los Reyes se puede visitar de lunes a domingo 6h a 16h.

Precios de la visita al Valle de los Reyes

Si viajas por libre, una buena opción para visitar el Valle de los Reyes es alquilar un taxi o un coche privado durante toda una mañana, para que no solo te lleve a esta zona sino también para aprovechar a conocer otros lugares de interés en Lúxor, ya que todo está muy cerca. Siempre conviene negociar la tarifa, por supuesto con anterioridad, pero un precio justo oscila entre las 90 EGP y 120 EGP.

La entrada básica sin guía te da acceso a visitar tres tumbas a elección (no incluye la de Tutankamón, que hay que pagar aparte) y cuesta 160 EGP (9€) para adultos y 80 EGP (4,50€) para estudiantes acreditados. Te recomendamos contratar un servicio de guía para aprovechar mejor tu visita, ya sea con antelación en tu agencia de viajes o cuando llegues a Lúxor.

Otros artículos que quizás te interesen...

Mezquita de Al Rifa’i

La Mezquita de Al Rifa’i es conocida también como la Mezquita Real, ya que alberga las tumbas de muchos miembros

Dahshur

Dahshur forma parte de La ciudad de Menfis fue la primera capital del país desde su unificación. Fundada alrededor del

gdpr-image
This website uses cookies to improve your experience. By using this website you agree to our Data Protection Policy.
Leer más